art33# Atención y reflexión a los momentos

A veces pequeños sucesos, invitan a la reflexión como unos extraños que coinciden por casualidad en el mismo tren. Y eso es lo que ocurrió hacer unos días (o semanas ya),  y es que navegando por twitter , me encontré con el siguiente texto de Javier Aznar  donde compartía un extracto de su columna semanal en Vanity Fair, y que se titula Cosas que me han feliz esta semana.

Es una columna que muestra una suerte de listado 2  que por la razón que sea han alegrado al autor, no importa tanto el contenido ya que es personal y por tanto difícilmente el lector pueda coincidir completamente. Pero quizás, lo verdaderamente importante es el ejercicio introspectivo que realiza y plasma en esa mera y sencilla enumeración de “cosas” variadas, y que invita al propio lector a realizar su propia lista como bien se aprecia en el ejemplo.

Esta sencilla acción, que podemos escalar a nuestras propias necesidades, no es otra cosa que pararse unos momentos a tomar consciencia de nuestro entorno y analizar cómo éste nos afecta. Esta simple acción bien podríamos trasladarla al desarrollo de la arquitectura en sus diferentes niveles y campos.

¿O acaso sólo pueden ser cosas extraordinarias lo que podemos manifestar o compartir? ¿O sólo podemos expresarnos en una suerte de lenguaje metacomplejo 3 e indescifrable?

La elección ha sido fácil, un espacio alejado pero cercano al mar. No es ningún misterio que contemplar un mar en calma con una ligera brisa y sin ningún ruido, es relajante. Un espacio lejos de las responsabilidades cotidianas, un espacio propio,

¿cuántas veces podremos disfrutar de un lugar así?¿Lo tenemos habitualmente?

[…]

Artículo publicado en el blog de Arquia

Alberto Alonso Oro
Arquitecto (No colegiado) y editor en veredes.